Entorno del Retail

El NeuroMarketing del futuro

cerebro

Expertos del Neuromarketing han demostrado que el 95% de las decisiones que toman los consumidores se producen de modo inconsciente e irracional. Además, al tomar dichas decisiones, nuestro cerebro utiliza tan sólo 2,5 segundos y, en la mayoría de ocasiones, ni siquiera percibimos qué tipo de factores o aspectos nos están influyendo para condicionar estas decisiones.

El Neuromarketing ha sido utilizado para determinar y analizar los efectos de la publicidad y el marketing en el cerebro humano. Hechos cotidianos como realizar la compra en el supermercado son un claro ejemplo de cómo estas técnicas influyen sobre las fugaces decisiones de compra del consumidor. Marcas y productos más caros situados a mano y a la altura de nuestros ojos o por qué los productos más básicos son los que están más “escondidos” para obligarnos a recorrer los pasillos repletos de productos y atractivas ofertas, son sólo algunos ejemplos de estas estrategias.

Pero, ¿realmente las marcas controlan nuestro cerebro? Muchos consideran que solo se trata de trampas de marketing para generar necesidades e incitar al consumo pero que, la decisión final, la toma el propio consumidor. Sin embargo, existe otra corriente de expertos que ponen de manifiesto el potencial del Neuromarketing, añadiendo que el Marketing del futuro se llevará a cabo en la mente del consumidor.

Según estos expertos, el marketing se basará en estrategias y mensajes emocionales donde las sensaciones o sentimientos podrán incluso superar las propias funcionalidades de los productos o servicios que ofrezcan. Existe incluso otra corriente de profesionales que predicen un futuro más propio de las películas de ciencia ficción. Desde la capacidad de manipular sueños o de condicionar en qué se piensa durante ellos, hasta la idea de invadir y leer el pensamiento con fines comerciales. Por el momento, habrá que reflexionar sobre las técnicas actuales y ver cómo nos afectan las estrategias de marketing para estar prevenidos de cara a lo que pueda ocurrir en un futuro.

Pero créanlo, la publicidad y el marketing basados en nuestros propios pensamientos, podría ser una realidad.

Fuente: EMBA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.