Entorno del Retail

Multicanales para impulsar la moda online

multicanales

Internet permite a las firmas de ropa tentar al cliente desde dispositivos móviles, tablets y plataformas web, haciendo del e-commerce uno de los retos del negocio del futuro

El usuario mira la televisión, descubre un vestido, lo consulta en el móvil o la tablet (según donde esté, depende de dónde más fácil es conectarse) y, finalmente y si está convencido, se acerca a la tienda física para adquirir la prenda. De esta manera funciona el comercio online en el sector de la moda.

Efecto ‘ropo’
“Hay que facilitar al cliente cualquier tipo de distribución. Él debe decidir dónde comienza la compra y donde la termina”, explica Nuria Alcalá, responsable de e-commerce y marketing online de Yerse. La firma catalana, que esta semana presenta nueva colección para la temporada de verano 2015 en el marco del 080 Barcelona Fashion, ha inaugurado hace un año su tienda online.

Alcalá considera este “el mejor escaparate” para las firmas de moda. “Es el presente. Además, para nosotros también es una manera de trabajar más el branding”, explica la responsable de marketing digital de la firma. Sin embargo, Alcalá habla” “efecto ropo” (research online and purchase offline): “Los clientes quieren ir al showroom pero después compran desde casa y se lo hemos de facilitar”, reflexiona.

Idéntica ‘sensación’ con la marca
Otra de las compañías que han hecho del online bandera es Mango, firma encargada de inaugurar los desfiles en 080. Según Roger Graell, eShop manager de la firma, “si los clientes deben pasar a otro canal, debemos asegurarnos de que la sensación con la marca sea la misma que la que han experimentado años atrás en la tienda física. Y por eso tenemos que integrar todos los procesos “.

Es una de las reflexiones que Graell ha explicado en la jornada Ecommerce Meeting del IESE sobre la estrategia multicanal de la firma catalana de moda. Y es que según la compañía, el futuro supondrá “integrar los servicios: pedir y comprar la ropa online; comprar en la tienda física; comprar en la tienda pero devolver la pieza o … Lo importante es facilitar las cosas al cliente porque Mango es una empresa con tiendas tangibles y servicios online de la mejor manera “, asegura el responsable del e-commerce.

Cada vez, más usuarios / compradores online
Las cifras presentadas por Graell muestran el éxito online de la firma. “Mango fue una de las primeras empresas que comenzó esta actividad en el e-commerce. Han pasado 14 años y las ventas online han aumentado un 75% en 2012, el 85% de los cuales a través de los mercados internacionales “, apunta. La empresa de Isak Andic obtuvo el año pasado 124 millones de euros de facturación en comercio electrónico, de un total de 1.840 millones de euros.

No es casual el éxito de la eShop de Mango. El estudio sobre el e-commerce en España, elaborado por el Interative Advertisign Bureau (IAEB) durante el 2013, muestra que el sector de la moda registra 7,8 millones de usuarios al comercio electrónico. Los suyos son el 65% de los compradores online, que convierten esta industria en el nuevo motor de la venta electrónica. El informe también apunta que el consumo se diversifica y el comprador online adquiere en más de cinco categorías de productos diferentes en el último año.

Conectar todos los procesos de venta online
Probablemente hace unos años no se utilizaban las tablets, pero si queremos estar cerca de los clientes, debemos estar en cualquier etapa “, afirma Graell. Una reflexión que comparten a Lamoda.ru. “De lo que se trata es de conectar las distintas fases de la cadena y hacer partícipe de todo el cliente”, apunta el director de operaciones de la compañía, Paul Rogowski. La empresa de sólo tres años de trayectoria es una destacada e-commerce que trabaja en Rusia, Kazajstán y Ucrania, en más de 50 ciudades y que cuenta con cerca 850 vendedores.

Atender siempre el cliente
“Si uno quiere tener éxito, debe atender lo que quieren los clientes”, dice Rogowski. Hay que entender el mercado, aseguran. “Es importante saber las opciones del cliente, saber qué métodos utiliza, cómo se facilita la devolución, si se hace en el ámbito local, etc. Y por encima de todo, entender cuáles son los procedimientos de cada mercado “, apunta Graell. Según el directivo, la meta es hacer felices a los clientes, facilitándoles la vida al máximo y ofreciendo el mayor número de posibilidades. “Necesitamos clientes felices encantados con la marca y que compren y compren”, añade.

Facebook y redes, puerta de entrada
Graell ha reconocido que Facebook supone “un valor altísimo” para su empresa, ya que la red social es una herramienta que permite a Mango relacionarse con sus clientes. “Ofrece la posibilidad de comunicarse con el cliente con una comunicación íntima y también que los usuarios se comuniquen entre ellos, merece la pena”, apunta. En opinión de Nuria Sala, esta red social es otro canal “muy importante, no sólo de proyección”, ya que permite intercambiar mensajes ágiles con los clientes que pueden escribir en tu muro.

Retos de futuro en el e-commerce
La estrategia de la empresa en el comercio electrónico se basa en descubrir qué productos funcionan mejor o peor online, gestionar las existencias de los almacenes, ofrecer la colección completa, establecer una buena política de precios y, por encima de todo, garantizar la marca. “El negocio está creciendo a toda máquina, pero los clientes también están cambiando, y también desde el punto de vista de marca”. Cuidar la marca en todos los formatos es su máxima. “El usuario utiliza varios canales, pero siempre se conecta con la tienda porque lo importante es la confianza”, concluye Graell.

Fuente: Viaempresa.cat

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.