Entorno del Retail

El efecto millenial acelera la omnicanalidad en el retail

MIllenial_RetailIntelligence

Los nativos digitales ya tienen poder adquisitivo y se han dado cuenta de que les encanta consumir y el retail es para ellos una sala de fiesta y diversión. Además de ya estar presentes en la vida activa, los millenials no pueden separarse de sus teléfonos móviles y de diversos dispositivos conectados. Según un estudio realizado por la Goldman Sachs, en cinco año la generación de los millenials (o los llamados generación Y) representarán un tercio de todas las ventas retail. En este contexto, el comercio tendrá que estudiar a este nuevo segmento de población y las previsiones apuntan a cambios más significativos en el comercio en los próximos cinco años que los sucedidos a lo largo de estos últimos cincuenta años.

Se trata de una generación a la que le gusta consumir y que adopta un rol de prescriptores entre el resto de segmentos y especialmente el suyo. Estos jóvenes controlan todas las herramientas necesarias para hacerse con el liderazgo del mercado, influenciar hábitos de consumo y fomentar nuevas modas.

La edad de estos jóvenes es importante en el estudio de sus perfiles y sus formas de consumir e interactuar con el mundo que les rodea. Estos jóvenes son por naturaleza impulsivos, impacientes, les gusta lo rápido y eficaz, confían en sus amigos, etc. todo estas características influencian sus comportamientos y por consecuente influenciarán las nuevas estrategias del retail.

La omnicanalidad empieza a plantearse cuando los retailers perciben cómo estos jóvenes se informan a través de internet pero se dirigen a la tienda para comprar el producto.

Antes los consumidores se dejaban influenciar por su estatus social y sus relaciones culturales. Hoy en día, los consumidores ya no se interesan por su clasificación social pero sí a sus relaciones con las marcas, este es el indicador que los define y los dota de identidad. El rol de las marcas es interactuar con los consumidores, estos son de hecho los actores en la construcción de las marcas.

Por esta razón, los formatos de shopping se han diversificado y se han implantado en los núcleos de actividad comercial nuevas estrategias para el retail entendidas desde una dimensión omnicanal.

El precio es también un factor esencial en la toma de decisiones desde la dirección retail y la conceptualización de estrategias. Se trata de un público al que le gusta consumir pero no consume sin criterio: su poder adquisitivo es bajo por lo tanto, a pesar de qué vayan a consumir porque es una de sus actividades preferidas, lo harán con cabeza fijándose en los detalles objetivos del producto y observando sus verdaderas necesidades.

Además se trata de un público sensible al consumo responsable, y siempre priorizarán marcas que estén comprometidas con una causa social o que se comercialicen en el marco del comercio justo.

Ahora bien, cómo debe evolucionar el retail respecto a los consumidores del futuro?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.