Entorno del Retail

El retail no quería marcharse de casa

brexit-retail

Tras la salida del Reino Unido de la Unión Europea, el sector del retail se pregunta con insistencia e incertidumbre cómo esta nueva situación europea va a afectar al retail internacional. En España la valoración ha sido negativa, tanto para el retailer con miras a mercados internacionales como el británico como para el consumidor que también vive la amenaza de la incertidumbre y deviene aprensivo al consumo. A esto se ha sumado la dimisión del primer ministro británico, David Cameron, la decisión del gobierno escocés para convocar un nuevo referéndum y caídas históricas en los mercados financieros como la del Ibex35 que se dejó en un 12,5%.

Fuentes de modaes difunden la reacción de algunos representantes de asociaciones comerciales. Ángel Asensio, presidente de la Federación de Empresas de Confección (Fedecon) sintetiza su valoración en una frase ‘ha ganado el pasado y perdido el futuro’. Por su parte, José Monzonís, presidente de la Federación de Industrias del Calzado Español (Fice) requiere ‘evaluar este resultado con prudencia, cautela y visión de sus consecuencias a largo plazo’, para lo que supone al corto plaza, Monzonís continúa ‘los tipos de cambio afectarán seguro a los intercambios comerciales, y hemos de tener en cuenta que Gran Bretaña es nuestro cuarto social comercial‘ y añade ‘la evolución de las bolsas europeas también puede influir sobre los niveles de consumo y, por tanto, de producción en el corto plazo’.

Las autoridades de la Unión Europea han pedido que la salida del Reino Unido se lleve a cabo durante los próximos dos años periodo tras el cual deben establecerse las nuevas normativas de intercambio, así como circulación de personas, comercio, aspectos arancelarios, etc.

En lo que concierne a la moda y al retail, la salida del Reino Unido supone la pérdida de un mercado de casi 60.500 millones de euros para la industria de la moda; el segundo mercado más grande de Europa. Reino Unido es el quinto mayor cliente de la moda española en los mercados internacionales. Por delante se encuentra Francia, Italia, Portugal y Alemania, cuatro países que siguen conservando su aspecto comunitario y comparten una misma divisa.

En España, algunos retailers como Inditex, Grupo Cortefiel y Desigual han preferido no pronunciarse ante este cambio. Por su parte, Mango se queda ‘expectante’ aunque cree que este resultado del referéndum británico ‘no impactará de forma negativa en sus ventas globales’. En el Reino Unido, Mango cuenta con un total de 54 puntos de venta y recientemente ha abierto su formato de ‘macrotienda‘ en Victoria Street. El Ganso, quién se encuentra en plena expansión en el mercado británico si que ha expresado su preocupación ante la nueva noticia. Para Clemente Cebrián, confundador de la compañía ‘es una mala noticia para todos, pero para las empresas españolas con intereses en el país, como es nuestro caso, con cuatro puntos de venta (y planes de abrir más) es muy mala noticia’.

Tras la noticia, el entorno digital ha utilizado su potencial como productor y difusor y ha puesto en marcha una petición de firmas que piden un nuevo referéndum. Se ve que, como en el retail, muchos no querían realmente marcharse de casa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.