Entorno del Retail

El futuro de las tiendas físicas

Debido a los cambios de consumo de la sociedad y el avance tecnológico las tiendas físicas deben estar constantemente adaptándose para no desaparecer. Debido a ello, se han creado puntos de venta que no almacenan producto alguno y que se conocen también como tiendas de ladrillo y mortero. Estas mismas pueden convertirse en el futuro del comercio minorista. Las marcas se están decantando por este tipo de espacio minorista sin producto qué vender conocido como un-store. Se alejan de los modelos tradicionales de tienda y se enfocan más en la participación de cliente, los servicios, etc ya que la experiencia de compra se basa en el compromiso de marca de primera línea y en la fidelización del consumidor más que en la venta final.

Un ejemplo de este concepto de tienda departamental sería Nordstrom que en octubre lanzó su propio local en West Hollywood de Los Angeles con una superficie de 3.000 metros cuadrados con la finalidad de ofrecer una experiencia diferente para el cliente gracias a servicios de personal shopping, recogida en tienda, devoluciones, manicuras, bebidas, etc.

La vicepresidenta sénior de experiencia al cliente de Nordstrom, Shea Jensen, quien dirigió la iniciativa local, declaró en un comunicado de prensa: Es más importante encontrar nuevas formas de interactuar con los clientes más que nunca antes”.

El año pasado, la cadena minorista de lencería holandesa Lincherie abrió una tienda física en Amsterdam, en la cual los clientes solo podían probar los productos pero no era posible comprarlos. Los consumidores tienen acceso a una sala de accesorios de alta tecnología con un espejo digital donde pueden descubrir el tamaño correcto de sujetador. El pedido de productos se realiza a través de una Tablet y los productos se envían al cliente en un plazo de 48 horas. Han puesto en marcha este tipo de tienda porque cada vez se está comprando más de forma online. Según la gerente de ventas minoristas de Lincherie, Annelies Braeckman, declaró “Es por eso que hemos creado un servicio de sala de pruebas único, combinado con la conveniencia de comprar en línea”.

Son dos ejemplos de retail que se adaptan a las nuevas tendencias y se preocupan por ofrecer el mejor servicio posible a los consumidores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notificarme los nuevos comentarios por correo electrónico. Tambien puedes suscribirte sin comentar.